Croquetas de pollo al curry

Cuando probé por primera vez las croquetas, me fascinó su maravillosa textura y su sabor. Más tarde, cuando investigué cómo conseguir que las croquetas me quedasen siempre cremosas por dentro y con una textura crujiente por fuera, me quedé sorprendida con la técnica.

Desde entonces, cada vez que he hecho croquetas, he estado pensado que debía preparar unas croquetas con sabor a mi tierra; unas croquetas con un toque de curry, que consiguiera la fusión perfecta. Lo que tenía muy claro es que no quería utilizar ese curry industrial que viene ya preparado y del que seguro que tienes un bote en tu despensa. Me confieso, yo también lo he comprado alguna vez.

Así que, me puse manos a la masa, literalmente, e hice varias pruebas hasta que conseguí unas croquetas repletas de esos sabores que me transportan directamente al auténtico sabor del pollo al curry de mi tierra.

Esta receta de croquetas de pollo al curry que te comparto hoy, tiene una textura súper cremosa y un sabor exótico resultado de una mezcla equilibrada de especias.

Si eres cocinillas y te divierte intentar recetas clásicas con sabores nuevos, te aseguro que te va a sorprender esta versión exótica de las tradicionales croquetas de pollo.

Ingredientes

  • 1 pechuga de pollo
  • 250ml de caldo de pollo (aprox.)
  • 800ml de leche
  • 200ml de nata para cocinar
  • 2-3 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 90g de mantequilla
  • 90g de harina
  • 1/2 cebolla cortada en dados pequeños
  • 2 cucharaditas de pasta de ajo y jengibre
  • 3 huevos
  • Pan rallado
  • sal al gusto
  • Aceite para freír

 Especias enteras:

  • 2 hojas de laurel
  • 1 rama de canela
  • 2 cardamomos verdes

 Especias en polvo:

  • ½ cucharadita de cúrcuma
  • ½ cucharadita de chile en polvo (opcional)
  • 1 cucharadita de comino molido
  • 1 cucharadita de semillas de cilantro molido
  • ½ cucharadita de Garam Masala

 

Cómo hacer croquetas de pollo al curry

-En un recipiente calentamos el aceite a fuego medio-alto. Agregamos las especias enteras. Esperamos unos segundos y añadimos la cebolla cortada en dados pequeños con una pizca de sal.

-Cuando la cebolla esté pochada agregamos la pasta de ajo y jengibre. Cocinamos unos segundos y añadimos las especias en polvo excepto el Garam Masala.

-Sofreímos las especias a fuego medio unos segundos y agregamos la pechuga de pollo. Doramos la pechuga por ambos lados y añadimos el caldo de pollo. Mezclamos y rectificamos la sal.

-Tapamos el recipiente. Cocinamos la pechuga unos 30 minutos o hasta que quede bien cocida y que la salsa quede muy reducida.

-Apartamos la pechuga en un plato y cuando este un poco templada la cortamos en trozos muy pequeños. Los reservamos para luego.

-Ponemos en un cazo leche y nata liquida a fuego medio. Calentar durante 4-5 minutos sin que llegue a hervir. Este paso es para luego acelerar el proceso de preparación de la salsa bechamel.

-Ahora en el mismo recipiente donde hemos cocinado la pechuga, junto con la salsa reducida añadimos la mantequilla. Cuando se derrita agregamos la harina y removemos con unas varillas hasta que se dore ligeramente.

-Añadimos la mitad de la mezcla de leche y nata, removiendo sin parar con una varilla para que no formen grumos.

-Poco a poco añadimos el resto de la leche sin dejar de remover. Cuando hayamos acabado con la leche y la masa haya espesado añadimos el pollo y el Garam Masala. Mezclamos bien y rectificamos la sal.

-Continuamos trabajando la masa con la varilla durante 12-15 minutos antes de retirar del fuego.

-La masa habrá alcanzado su punto de espesor cuando se despegue de los bordes del recipiente.

-Una vez lista, la pasamos a una fuente. La cubrimos con papel film transparente, que toque la masa para que no se nos forme una capa dura en la superficie al enfriarse (ver foto abajo).

-Una vez fría la llevamos a la nevera. Yo suelo dejar la masa de un día para otro y de esta manera la masa ha alcanzado un punto de espesor óptimo y resulta más fácil de manejar a la hora de montar las croquetas.

-Batimos muy bien los huevos. Ahora cogemos porciones de la masa con una cuchara y damos forma redonda con pan rallado (no utilizarlo en exceso).

-Después las pasamos por huevo batido y pan rallado de nuevo.

-Freímos en abundante aceite caliente, con cuidado de que se hagan por dentro sin quemarse por fuera.

-Las retiramos en papel de cocina antes de servir, para que no tengan exceso de grasa.

Croquetas de pollo al curry

Consejos para preparar croquetas de pollo al curry

-A mí me gusta encontrar trozos de pollo y cebolla en mis croquetas, pero se puede tritura si os gusta. Para eso trocear la pechuga y agregar junto con la salsa reducida que ha quedado en el recipiente en la trituradora. Podéis agregar un poco de caldo de pollo para facilitar el proceso. Añadir esta mezcla después de tostar la harina, como te indico en la receta.

-Para freír he usado aceite de oliva virgen extra, tiene alta resistencia de temperatura frente al aceite de girasol y además me gusta el sabor que deja.

-Agregar las especias enteras en el comienzo de la elaboración, es un paso básico de la cocina India, podéis excluir este paso si os gusta.

-En la mezcla de especias he usado un poco de chile en polvo, pero lo podéis excluir y añadir pimienta negra.

-Durante todo el proceso de la preparación de la salsa bechamel, el fuego debe ser suave, para que no se peguen abajo.

-Para congelarlas hay que introducir en filas dentro de una bolsa con cierre zip y colocar la bolsa sobre una bandeja (yo he usado una tapa de un túper rectangular) para trasladar dentro del congelador. De esta manera ya no perderán su forma. Una vez congeladas podéis retirar la bandeja.

Croquetas de pollo al curry

Básicos relacionados

Croquetas de pollo al curry

Imprimir receta: Croquetas de pollo al curry

5 from 3 votes
Tiempo de preparación 15 minutos
Tiempo de cocción 40 minutos
Reposo 8 horas
Tiempo total 1 hora
Raciones 8

Ingredientes
  

  • 1 pechuga de pollo
  • 250ml de caldo de pollo (aprox.)
  • 800ml de leche
  • 200ml de nata para cocinar
  • 2-3 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 90g de mantequilla
  • 90g de harina
  • 1/2 cebolla cortada en dados pequeños
  • 2 cucharaditas de pasta de ajo y jengibre
  • 3 huevos
  • Pan rallado
  • sal al gusto
  • Aceite para freír

Especias enteras:

  • 2 hojas de laurel
  • 1 rama de canela
  • 2 cardamomos verdes

Especias en polvo:

  • ½ cucharadita de cúrcuma
  • ½ cucharadita de chile en polvo (opcional)
  • 1 cucharadita de comino molido
  • 1 cucharadita de semillas de cilantro molido
  • ½ cucharadita de Garam Masala

Elaboración paso a paso
 

  • En un recipiente calentamos el aceite a fuego medio-alto. Agregamos las especias enteras. Esperamos unos segundos y añadimos la cebolla cortada en dados pequeños con una pizca de sal.
  • Cuando la cebolla esté pochada agregamos la pasta de ajo y jengibre. Cocinamos unos segundos y añadimos las especias en polvo excepto el Garam Masala.
  • Sofreímos las especias a fuego medio unos segundos y agregamos la pechuga de pollo. Doramos la pechuga por ambos lados y añadimos el caldo de pollo. Mezclamos y rectificamos la sal.
  • Tapamos el recipiente. Cocinamos la pechuga unos 30 minutos o hasta que quede bien cocida y que la salsa quede muy reducida.
  • Apartamos la pechuga en un plato y cuando este un poco templada la cortamos en trozos muy pequeños. Los reservamos para luego.
  • Ponemos en un cazo leche y nata liquida a fuego medio. Calentar durante 4-5 minutos sin que llegue a hervir. Este paso es para luego acelerar el proceso de preparación de la salsa bechamel.
  • Ahora en el mismo recipiente donde hemos cocinado la pechuga, junto con la salsa reducida añadimos la mantequilla. Cuando se derrita agregamos la harina y removemos con unas varillas hasta que se dore ligeramente.
  • Añadimos la mitad de la mezcla de leche y nata, removiendo sin parar con una varilla para que no formen grumos.
  • Poco a poco añadimos el resto de la leche sin dejar de remover. Cuando hayamos acabado con la leche y la masa haya espesado añadimos el pollo y el Garam Masala. Mezclamos bien y rectificamos la sal.
  • Continuamos trabajando la masa con la varilla durante 12-15 minutos antes de retirar del fuego.
  • La masa habrá alcanzado su punto de espesor cuando se despegue de los bordes del recipiente.
  • Una vez lista, la pasamos a una fuente. La cubrimos con papel film transparente, que toque la masa para que no se nos forme una capa dura en la superficie al enfriarse (ver foto abajo).
  • Una vez fría la llevamos a la nevera. Yo suelo dejar la masa de un día para otro y de esta manera la masa ha alcanzado un punto de espesor óptimo y resulta más fácil de manejar a la hora de montar las croquetas.
  • Batimos muy bien los huevos. Ahora cogemos porciones de la masa con una cuchara y damos forma redonda con pan rallado (no utilizarlo en exceso).
  • Después las pasamos por huevo batido y pan rallado de nuevo.
  • Freímos en abundante aceite caliente, con cuidado de que se hagan por dentro sin quemarse por fuera.
  • Las retiramos en papel de cocina antes de servir, para que no tengan exceso de grasa.

Notas

  • A mí me gusta encontrar trozos de pollo y cebolla en mis croquetas, pero se puede tritura si os gusta. Para eso trocear la pechuga y agregar junto con la salsa reducida que ha quedado en el recipiente en la trituradora. Podéis agregar un poco de caldo de pollo para facilitar el proceso. Añadir esta mezcla después de tostar la harina, como te indico en la receta.
  • Para freír he usado aceite de oliva virgen extra, tiene alta resistencia de temperatura frente al aceite de girasol y además me gusta el sabor que deja.
  • Agregar las especias enteras en el comienzo de la elaboración, es un paso básico de la cocina India, podéis excluir este paso si os gusta.
  • En la mezcla de especias he usado un poco de chile en polvo, pero lo podéis excluir y añadir pimienta negra.
  • Durante todo el proceso de la preparación de la salsa bechamel, el fuego debe ser suave, para que no se peguen abajo.
  • Para congelarlas hay que introducir en filas dentro de una bolsa con cierre zip y colocar la bolsa sobre una bandeja (yo he usado una tapa de un túper rectangular) para trasladar dentro del congelador. De esta manera ya no perderán su forma. Una vez congeladas podéis retirar la bandeja.

8 comentarios en «Croquetas de pollo al curry»

  1. Hola Anamika, divina!
    Gracias por la receta. Voy a elaborarla. Pero tengo una duda. En las imágenes me da la sensación de que has usado media pechuga, será eso?
    Un abrazo enorme

    Responder
    • Hola Corinne, muchas gracias por tu comentario. Las puedes servir con chutney de mango o chutney de tomate. También me gusta servirlas con una mezcla que hago con mayonesa y un poco de salsa sriracha. Ya me contarás como te han salido;)

      Responder

Deja un comentario

Recipe Rating




Responsable » Anamika Das Das (servidora)
Finalidad » gestionar los comentarios.
Legitimación » tu consentimiento.
Destinatarios » los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa (proveedor de hosting de SpiceandColour.com) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Webempresa.
Derechos » podrás ejercer tus derechos, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00